Nueva carga de datos en el COVID-19 Data Sharing/BR | AGÊNCIA FAPESP

Nueva carga de datos en el COVID-19 Data Sharing/BR El repositorio de acceso abierto destinado a servir de apoyo a las investigaciones referentes a la enfermedad reúne información anonimizada y análisis clínicos y de laboratorio de 485 mil pacientes atendidos en cinco instituciones

Nueva carga de datos en el COVID-19 Data Sharing/BR

11 de marzo de 2021

Por Elton Alisson  |  Agência FAPESP – El COVID-19 Data Sharing/BR ha puesto a disposición una nueva carga de datos depositados por las instituciones participantes. Este repositorio es el primero de acceso abierto de Brasil con información demográfica y de análisis clínicos y de laboratorio anonimizados de pacientes que se sometieron a estudios relacionados con el COVID-19.

La puesta en marcha de esta plataforma se concretó en el mes de junio de 2020, por iniciativa de la FAPESP en colaboración con la Universidad de São Paulo (USP), con el objetivo de brindar apoyo a las investigaciones científicas referentes a la enfermedad, y reúne ahora datos anonimizados de 485 mil pacientes, aproximadamente 47 mil registros de desenlaces y más de 23 millones de registros de análisis clínicos y de laboratorio.

Los datos abarcan el período que va de noviembre de 2019 a diciembre de 2020. Si bien el primer caso de la enfermedad en Brasil se registró en febrero de 2020 en el Hospital Albert Einstein, el intervalo de cobertura de los datos permite que los investigadores analicen el historial de salud, como así también la búsqueda de evidencias de síntomas de la COVID-19 en pacientes atendidos anteriormente.

“No se trata únicamente de un incremento del volumen de datos, lo cual sería de esperarse, pues el período cubierto es mayor. Ahora hay también en el repositorio datos de otras dos instituciones, lo que permite expandir el universo de estudios”, sostiene Claudia Bauzer Medeiros, docente del Instituto de Computación de la Universidad de Campinas (Unicamp) y participante en el proyecto.

“Hay una mayor diversidad de datos de desenlaces, por ejemplo. Este nuevo conjunto de informaciones cubre ahora el año 2020 desde el primer registro de la enfermedad en Brasil, lo cual les permite a los investigadores entender mejor la evolución del COVID-19 y analizar las nuevas ‘olas’ de casos en el país”, sostiene Bauzer Medeiros.

La última carga de datos en el repositorio, realizada en agosto de 2020, reunía información referente a pacientes, datos de desenlaces y análisis clínicos y de laboratorio realizados en todo Brasil en la red particular de medicina diagnóstica perteneciente al grupo Fleury, y en la ciudad de São Paulo en los hospitales Sírio-Libanês e Israelita Albert Einstein. La nueva carga reúne ahora datos que pusieron a disposición esas instituciones y también el Hospital de Clínicas de la Facultad de Medicina de la USP (HC-FM-USP) y el hospital Beneficencia Portuguesa de São Paulo (BP).

“Existía una demanda de información reciente en el repositorio. El aporte de datos de esas nuevas instituciones amplió notoriamente la variedad disponible en la plataforma y la cobertura temporal. Esto permitirá expandir las actuales investigaciones y la realización de nuevos estudios más vastos”, estima Bauzer de Medeiros.

Además de la información mencionada, las instituciones participantes en la plataforma ponen a disposición su infraestructura, sus tecnologías y los recursos humanos necesarios para compartir los datos.

“El Hospital de Clínicas de la Facultad de Medicina de la USP está aportando un volumen bastante significativo de datos referentes a las internaciones de miles de pacientes atendidos en el año 2020, durante una extraordinaria operación que movilizó a toda la institución”, dice Tarcisio Eloy Pessoa de Barros Filho, director de la FM-USP.

“Aparte del gran volumen de información que hemos dejado disponible, estamos viabilizando un incremento importante de la diversidad de datos que integran este repositorio multiinstitucional”, sostiene.

BP también se movilizó con miras a aportar datos de calidad para la realización de investigaciones. Aparte de informaciones tales como fechas de nacimiento, sexo, ciudad y estado, esta institución hospitalaria puso a disposición todos los resultados de los análisis de laboratorio de pacientes de los cuales se extrajo material biológico para la realización de test de detección de COVID-19, independientemente de sus resultados.

“La disponibilidad de datos sobre desenlaces permite también seguir la evolución de los pacientes. La exportación de datos se anonimiza totalmente, de acuerdo con las instrucciones emanadas de la Ley General de Protección de Datos Personales en Brasil”, subraya Lilian Quintal Hoffmann, directora ejecutiva de tecnología y de operaciones de BP.

También integran esta iniciativa la Asociación Paulista para el Desarrollo de la Medicina (SPDM), el Instituto Pensi de Pesquisa e Ensino em Saúde Infantil –vinculado al Hospital Infantil Sabará– y el Real Hospital Português de Beneficencia de la ciudad de Recife, capital del estado de Pernambuco.

Los diferentes tipos de datos

Los datos quedan disponibles en tres categorías: demográficos (género, año de nacimiento y zona de residencia del paciente), análisis clínicos y/o de laboratorio e información −en caso de que exista− sobre movimientos de los pacientes (internaciones, por ejemplo), y desenlace de los casos, es decir, recuperación o fallecimiento.

Con base en el análisis de los resultados disponibles en el repositorio de los exámenes de laboratorio de casi 179 mil personas testeadas para COVID-19 en Brasil −de las cuales 33,2 mil con diagnósticos confirmados –, un grupo de investigadores brasileños identificó diferentes perfiles clínicos de la enfermedad bajo el influjo del sexo y la edad de los pacientes, como así también según la gravedad del cuadro (lea más en: agencia.fapesp.br/34206/). 

Más allá de los fines científicos, los datos disponibles en la plataforma también se han utilizado en empresas para el desarrollo de tecnologías orientadas al combate contra el COVID-19, como en el caso de un sistema de inteligencia artificial que ayuda en el diagnóstico y en el pronóstico de enfermedades, desarrollado por la startup DiagoNow.

La plataforma digital, que utiliza datos de pacientes para generar indicadores y ayudar a los médicos a tomar decisiones clínicas, puede detectar casos de falsos negativos de COVID-19 con un 95 % de precisión valiéndose únicamente de sus hemogramas.

Para arribar a este nivel de precisión, los investigadores participantes en el proyecto utilizaron más de 30 mil muestras de análisis de hemogramas disponibles en el repositorio.

“El sistema aún no se encuentra disponible comercialmente. Estamos avanzando en alianzas con el grupo Fleury e instituciones tales como Unimed [aseguradora de salud] en la localidad de Florianópolis [capital del estado sureño de Santa Catarina], el hospital Santa Casa de Ourinhos [en el interior de São Paulo] y BP, que nos están ayudando en el proceso de validación de la plataforma”, dice Molina Garcia, estudiante de la carrera de grado de ingeniería en computación de la USP en la localidad de São Carlos, y líder de estrategias del proyecto. 
 

  Republicar
 

Republicar

Agência FAPESP licencia sus noticias y otros tipos de materiales vía Creative Commons CC-BY-NC-ND, para que se los pueda reproducir gratuitamente y de manera sencilla en otros medios de comunicación digitales o impresos. Debe adjudicarse la autoría (el nombre del reportero), como así también la fuente (Agência FAPESP). El uso del botón HTML permite contemplar estas normas, cuyos detalles pueden leerse en la Política de Reproducción Digital de Agência FAPESP.


Los temas más populares